Accept USE OF COOKIES: We use our own and third party cookies in order to provide the best customer service and in order to optimize your visit. If you continue to browse, you agree to its use. The user may at any time revoke the consent given by eliminating them on your computer and changing the settings in your browser. You can get more information or how to change the settings in the "Legal Terms" (cookie policy section). You can find information about how to delete cookies in your browser in Google.

Mini Transat 2015

La Mini Transat 6.50 es una regata transatlántica en solitario para veleros de 6.50 metros de eslora. La idea de la regata nació de Bob Salmon, con el propósito de democratizar la vela para aquellos navegantes que soñaban con someterse a una prueba como es la travesía del Océano Atlántico en barcos de eslora reducida y presupuesto reducido. Nació el 1977 y hasta el año 1993 el único instrumento de ayuda a la navegación permitido era el sextante. A partir de ese año se permitió usar el GPS como medida de seguridad. Como equipo de comunicaciones sólo se permite llevar una radio VHF, con un alcance máximo de unos 50 kilómetros. Los marinos no pueden tener ningún contacto con tierra ni solicitar asistencia, bajo amenaza de descalificación. Esta regata, que es una de las más duras a la que puede enfrentarse un navegante, en su próxima edición, contará con la participación de uno de los regatistas más reconocidos en España: Nacho Postigo. Este regatista del Real Club Náutico de Palma ha afirmado hace un par de meses que su reto de cruzar el Atlántico en solitario es "un viejo sueño de juventud" y se declara "fascinado" por los barcos en los que se realiza la travesía. Postigo, sometido a un completísimo plan de preparación física enfocada a prevenir lesiones que puedan causarle un disgusto se trasladará próximamente a vivir a Lorient (Francia) para comenzar a entrena con la flota francesa. Además el regatista se muestra optimista después de haber encontrado respuestas positivas a las tres incógnitas que se le plantearon cuando decidió participar en la Mini Transat: "La primera era el barco, que por fortuna ha demostrado ser muy polivalente, muy bueno en algunas condiciones y que se defiende en las que no son tan buenas. La segunda eran las velas, que han resultado ser una revelación. Y la tercera, mi respuesta a la navegación prolongada en solitario. En mi primera regata aguanté 39 horas con el piloto automático roto a un buen ritmo. Esto es algo que no sabes hasta que, por ejemplo, haces tu primer maratón". La Mini Transat 2015 comenzará en septiembre de 2015; en su primera primera etapa unirá Douarnenez con Lanzarote y la segunda etapa consistirá en unir Lanzarote con Pointe-à-Pitre, en Guadalupe. MINI TRANSAT 2015   Photo Credit: ©-ian-roman-audi-medcup

Volver